COMUNIDADES

ENERGÉTICAS

EMPECEMOS POR EL PRINCIPIO
¿QUÉ ES UNA COMUNIDAD
ENERGÉTICA LOCAL?

Es una entidad jurídica autónoma que se basa en la participación abierta y voluntaria de un grupo de socios/socias autónomas que controlan su funcionamiento y cuyo objetivo es el desarrollo de proyectos de energías renovables en el entorno del grupo y que son propiedad de la CEL
(Comunidad Energética Local)

·Pueden ser miembros personas físicas,
pymes o entidades locales.

·Proporciona beneficios medioambientales,
económicos o sociales a sus integrantes.

AUTOCONSUMO

COLECTIVO

Area residencial
Modalidad de conexión con red pública

A MAYOR % DE ENERGÍA AUTOCONSUMIDA MAYOR RENTABILIDAD ECONÓMICA TENDRÁ EL PROYECTO

SERVICIOS A FUTURO QUE SUPONDRÁN

UN INCREMENTO EN EL VALOR APORTADO

EN LA COMUNIDAD

Infra-estructura
de recarga VE

Eficiencia
energética

Sistemas de
almacenamiento
energético

Movilidad
eléctrica

Hogar
inteligente

Otros
servicios

Cuenta con
nuestra
experiencia

Si estás pensando en configurar en tu localidad una comunidad energética, en Oppidumenergía podemos ayudarte a hacerlo realidad. Hemos contribuido a crear varias comunidades energéticas y contamos con toda la experiencia en el sector para que el proceso sea ágil y fluido.

BENEFICIOS DE LAS COMUNIDADES ENERGÉTICAS

Disponibilidad de  espacios urbanos

Mayor eficiencia en el autoconsumo

Economía de escala

Menor coste de mantenimiento

Acceso a la
tecnología

Ahorros
económicos

Proyectos
participativos

Reducción de huella de carbono local

Reducción del CO2

¿QUÉ SERVICIOS PRESTAMOS?

Diseñamos el modelo de negocio

El modelo de financiación

Promoción del municipio

Tramitación administrativa

Normativa de funcionamiento

Infraestructura del mercado energético

¿QUIERES MÁS INFORMACIÓN SOBRE

COMUNIDADES ENERGÉTICAS?

ESTÁS EN EL LUGAR ADECUADO.

LA COMUNIDAD

ENERGÉTICA

LOCAL DE

LA COOPERATIVA DE VIVER

La Cooperativa de Viver en colaboración con Oppidumenergía lanzó hace unos meses el primer proyecto común para generar energía de una forma más económica y responsable con el medio ambiente. Es una apuesta hacia la independencia energética a partir de fuentes de energía renovables que permitan consumir electricidad a precios ajustados y sin variaciones.

A su vez el proyecto fomenta el empleo local al precisar mano de obra para la instalación de los sistemas, combate el cambio climático en tanto que genera una energía limpia y evita el impacto ambiental y la reducción de terrenos cultivables al instalarse en los tejados de las casas y edificios del municipio.
Está previsto que la instalación de las primeras placas fotovoltaicas culmine en diciembre de 2022, pudiendo iniciar el consumo a partir de 2023, momento en que se iniciarán los preparativos para la siguiente fase de ampliación del proyecto.